Se puede engañar a todos poco tiempo, se puede engañar a algunos todo el tiempo, pero no se puede engañar a todos todo el tiempo.

Abraham Lincoln

jueves, 13 de mayo de 2010

Algunos números

Que ZP está en manos de la derecha lo sabíamos hace tiempo. Que el PSOE respalda las políticas de derechas también. Que la socialdemocracia es un producto agotado lo hemos denunciado hace tiempo.

La estrategia de ZP consistirá en, tras presentar una imagen dura, sentarse a la mesa de negociación con sus acólitos de CCOO y UGT para lavarles la cara y "ceder" en algunos puntos: no congelar las pensiones, subir algún impuesto directo y poco más.

Con eso los sindicatos cantarán victoria y le harán el juego a los suyos. Al fin y al cabo una movilización de importancia ni la pueden hacer ni lo que es más grave, quieren.

Las medidas de ZP las ha aplaudido Botín (Banco Santander, la CEOE, el FMI...) y sobre todo la bolsa que ve esperanzada como van a incrementar sus beneficios a costa de los salarios de los trabajadores.

¿Y el PP? Bueno, eso es caso aparte. Más allá de como dice las cosas tenemos que ver qué dice. Y lo que dice, sus propuestas alternativas, hay que cuantificarlas. Sí, esas de no dar subvenciones a sindicatos, partidos, patronal... suprimir ministerios y fusionar otros. Gran mensaje pero demagogo hasta la médula.

Resulta que hoy alguien ha cuantificado sus propuestas y suponen un ahorro al Estado de... 111 millones de euros. ¿Sólo? Pues sí, sólo.

Claro, con toda la demagogia, con toda la intoxicación que se ha hecho durante tanto y tanto tiempo sorprende ahora la verdadera magnitud. Han estado señalando a un culpable que no lo era.

¿Entonces? Miren ustedes. ZP dijo que rebajar impuestos era progresista y los coros y danzas del régimen aplaudió con las orejas. Se suprimió el impuesto del patrimonio y es necesario recordar algo sobre el mismo.

Tras muchas rebajas, el último año de dicho impuesto el Estado recaudó 1.800 millones de euros. Lo pagaron un millón de contribuyentes.

¿Quiénes? 35.000 contribuyentes declararon un patrimonio superior a 1.5 millones de euros y pagaron el 50% del total, es decir, accionistas privilegiados y grandes propietarios de bienes mobiliarios. El resto los demás hasta un millón de contribuyentes, es decir, ni usted ni yo ni seguramente nadie con quien tome cañas habitualmente.

Y eso teniendo en cuenta que en ese impuesto ya se habían realizado rebajas y además había fraude que no se perseguía.

Y eso sólo con este impuesto. Imaginen si ponen un impuesto a los beneficios bancarios, a los especulativos bursátiles, etc.

Claro, frente a eso subirán el IVA y bajarán salarios.

¿ZP de izquierdas? ¿El PSOE de izquierdas? ¿Los sindicatos de izquierdas? Y un jamón.

11 comentarios:

Anónimo dijo...

No, claro que el psoe no es un partido de izquierdas. Como le decían por ahí, es la "cara amable" de la derecha. Pero izquierda unida, ¡es un partido de izquierdas? No: pierden el culo por pactar cada vez que pueden con el psoe. usted mismo decía hace unos días que la socialdemocracia alemana es la izquierda, que si la izquierda tenía que hacer frente común, etc. etc. Tremenda confusión. El psoe está ahora mismo en el centro derecha, en lo que era hace treinta años el centro-derecha, e izquierda unida está en lo que era hace treinta años el centro-izquierda.
Y todo ello evidencia un tremendo vacío de ideas en la izquierda. Al psoe le basta con poner cara amable al capitalismo para definirse como "izquierda". A Izquierda Unida le basta colocarse un pasito a la izquierda del psoe (en el antiguo centro-izquierda) para hacerse pasar como "la auténtica izquierda".

No es extraño que Grecia, Portugal y España sean los únicos gobiernos "supuestamente de izquierdas" que quedan en Europa. (y, además, van a durar poco). Entre votar al original y votar al sucedáneo, la gente prefiere votar al original.

De la izquierda real ya sólo quedan los símbolos y las banderas.

dAv!d dijo...

De la izquierda real queda mucho por surgir en América Latina, y están en ello.

Anónimo dijo...

si el modelo de la izquierda "real" va a ser lo que pasa en América, bienvenida sea la derechona.

Espartaco dijo...

¡Dios Santo, es terrible! Tiene usted razón. Allí están acabando con la pobreza extrema, con el analfabetismo, intentan dar sanidad universal, educación gratuita... Son unos miserables estos rojos

Carlos Fernández Ocón dijo...

Como más que Espartaco pareces Viriato (tiras la piedra y sales corriendo) vengo aquí. Solo te recuerdo, además de lo que te he contestado y no 'contestas' que ponía LAS SUBVENCIONES TODAS, un pastón te pongas como te pongas. Y luego, volverte a rogar (a pesar de que Espartaco reconoció que hace lo que le da la gana) que si vienes por ahí, que sea para debatir y no para eso que haces.
Gracias por nada.

Anónimo dijo...

Efectivamente, Sr. Espartaco, en Europa la izquierda, si es que alguna vez vuelve a existir algo que pueda llamarse así, tiene otras tareas por hacer que en A. latina. Quizás, a juzgar por lo sucedido en Europa en el siglo XX, cuando la sanidad universal, la escolarización, un cierto nivel de vida, etc. se han conseguido la izquierda ya no tiene nada que hacer y desaparece.

Carlos Fernández Ocón dijo...

De algunos países la gente sale por piernas y renegando y de España (o Europa o USA o paises pobres) hacia esos sitios no va ni Dios. Quizá eso sea un dato. Y los Boses y Willyses, etc. no se/os quieren/queréis ir a vivir al paraiso tampoco.

Espartaco dijo...

No deja de resultar muy interesante el diario de viaje que David está plasmando en su blog sobre su visita a Venezuela. Entre otras cosas habla de la gente de los países limítrofes que emigran a Venezuela y no vienen a los paraísos europeos.

De todas formas es cierto que la izquierda en Europa no existe. Hace tiempo que lo venimos lamentando desde este blog, que tiene agotadas las ideas, que no es transformadora, que es una marioneta del capital... lo que no quiere decir que en otros sitios se esté evolucionando en la misma dirección que en Europa y que es,cuando menos, interesante, ver que hacen por allí, sólo ver.

Y lo digo porque la izquierda europea gestiona la riqueza de Europa "que obtiene de los países pobres" y si estos países pobres dejan de estar a las órdenes de los ricos... ¿qué riqueza quedará para Europa en un mundo globalizado?

Mirarse el ombligo no es bueno.

Espartaco dijo...

Estimado Carlos. No seas así. Yo no critico que entres en este blog para responder a temas de tu blog y que nadie entienda nada. Puedes hacerlo en tu blog (entro cuando puedo o me apetece, no cuando tú quieres) o incluso enviándome correos. Pero jamás criticaré lo que hagas, es tu libertad y por eso soy de izquierdas. A ti sin embargo parece molestarte lo que yo hago en uso de mi libertad, por eso no eres de izquierdas.

Carlos Fernández Ocón dijo...

Mira que bien estás cuando quieres, Espartaco. Pues mira voy a dar por bueno TODO lo que has dicho en los dos comentarios solo por eso.
Y creeme que me alegro por esas personas que van a Venezuela si es para mejorar su vida. Deseo de corazón que allí se les trate bien.

Carlos Fernández Ocón dijo...

Es verdad que el diario de David está resultando muy interesante. Y desde muchos aspectos. Creo que me lo zamparé todo.