Se puede engañar a todos poco tiempo, se puede engañar a algunos todo el tiempo, pero no se puede engañar a todos todo el tiempo.

Abraham Lincoln

viernes, 15 de junio de 2012

Otro ejemplo de democracia

Egipto, sí, Egipto es un nuevo ejemplo de lo que entendemos en Occidente por democracia.  Democracia no es el gobierno del pueblo, no, democracia es poder votar.  Y si las votaciones arrojan como resultado algo distinto a lo que esperan las élites gobernantes se buscan todo tipo de subterfugios legales para impedir este resultado.

En Egipto los "demócratas de toda la vida", que también los hay allí, han recurrido al viejo y manido sistema del poder judicial (imparcial nos dicen) para cambiar el resultado de las elecciones.  Habitualmente cuando se inicia un proceso de cambio de régimen político los esfuerzos se centran en el aparato netamente político del Estado, algo menos en su administración y nunca, o casi nunca, se producen cambios en el poder judicial que continúa representando al viejo sistema.

Esto nos debe sonar en España, país que no realizó ninguna "transición" en su poder judicial y que representa la parte más carca de la estructura del Estado (junto con la Monarquía), un poder que además es inmune a los cambios debido al sistema de acceso a la judicatura ya que queda en manos de ellos mismos, decidiendo quien entra y quien no mediante preparadores (que son jueces) que luego recomendarán a sus alumnos a los tribunales de acceso (que también son jueces, es decir, colegas).  ¿Y si aún así sale una oveja negra?  Bueno, el ejemplo de Garzón es bastante esclarecedor.  Lo mismito que Dívar.

Pues bien, esta buena gente, guardián de las esencias patrias, son los encargados de vigilar el resultado de las elecciones, de la voluntad popular, incluso con sistemas como el tribunal constitucional que impide que determinadas leyes que puedan emanar de la voluntad popular se lleven a efecto.  Digamos que son una tercera cámara legislativa no democrática con poder sobre las otras.

En Egipto nos están dando un ejemplo de lo que es una democracia al estilo occidental y lo que no debe ser.  Mediante argucias legales se vulnera la voluntad popular para conseguir un resultado concreto, un gobierno que responda a los intereses de las élites.  Y si eso no funciona siempre queda el golpe de estado "para evitar que lleguen al poder los extremistas"

¿Cómo lo organizarán en Grecia?  Hasta ahora sólo amenazas de tipo económico y mucha propaganda mediática a través de la "prensa independiente" pero según que pase ya veremos si no inventan alguna argucia legal como en Egipto.

2 comentarios:

METAL dijo...

Después de 40 años la sombra de Franco conduce todavía ciertos hilos del Estado.

Tardofranquismo.

~~Esfera Comunista~~ dijo...

Si sale SYRIZA en Grecia yo creo que no podrán con ella. Ojalá recuperen su soberanía.